En anteriores artículos en este blog, hemos visto muchas opciones acerca sobre qué hacer en Tabarca y lo cierto es que, aunque no es un destino que destaque por ser demasiado grande, siempre hay muchas cosas que hacer. Todo el mundo es bienvenido y todos pueden disfrutar de lo que puede ofrecer un destino como este.

Actividades que no hay que dejar de hacer en Tabarca

Hemos conocido que podemos visitar las diferentes puertas de la muralla de la ciudad, pasear por la zona del faro o la Casa del Gobernador entre otras, pero Tabarca es mucho más que eso, ofrece un gran número de propuestas para realizar relacionadas con la naturaleza.

La isla de Tabarca es un auténtico paraíso marino, reconocido en el año 1986 como la primera reserva marina de nuestro país. Esto queda patente con tan solo explorar las aguas que rodean a esta isla, unas aguas completamente cristalinas con una rica y variada biodiversidad. Fauna y flora por doquier que no deja indiferente a nadie.

Es un formidable destino para todas aquellas personas que aman los lugares de costa, donde el mar es uno de los grandes protagonistas. En Tabarca no solo podremos hacer snorkel sino también buceo. Se puede alquilar un equipo completo y también un velero si queremos bucear en mar abierto próximos a Tabarca.

Conocer el fondo marino de Tabarca es una de las actividades más elegidas por los amantes del buceo, algo que se intensifica durante la temporada estival y que cada vez es más demandada.

Otra opción es recorrer la costa de esta isla y disfrutar varando el barco donde se desee, conociendo sus playas y pequeñas calas o amarrar en su tradicional puerto marinero. Pero si queremos llevarnos un buen sabor de boca, lo mejor es deleitarse con su plato estrella, el caldero tabarquino.

Usamos cookies para mejorar la experiencia de usuario. Navegando aceptas nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies